It's my mess

Mi foto
El que busca la verdad corre el riesgo de encontrarla.

martes, 18 de octubre de 2011

Cosas que echo de menos


Echo de menos estar allí. Echo de menos ese ambiente que siempre olía tan bien.  Echo de menos los abrazos inesperados, tumbarnos en la hierba por la noche, mirar tu cara como si no lo hubiera hecho nunca, como si fuera la primera vez que te viera. Quedándome en la memoria con cada uno de tus lunares. Echo de menos ponerme mimosa y acurrucarme cerca de tu cuello. Echo de menos tener que darte besitos pequeños porque te han operado de las muelas. Echo de menos que me dejes tus sudaderas, aunque se te ponga la cara azul. Echo de menos madrugar para verte la cara de sueño en cualquier parque. Y hacernos fotos pokis en el ascensor. E intentar cenar en un italiano, y acabar haciendo de padrazos con unos niños medievales. Incluso echo de menos ser una ramera (¿remera?). Echo de menos reírme como a ti te gustaba que lo hiciera. Echo de menos tu sonrisa, tu aliento en la mía. Echo de menos el sonido de tu voz en mi oído, los susurros diciéndome que me querías para siempre. Echo de menos tus manos agarrándome fuerte, que no me dejaban ir. Echo de menos la canción que cantamos la noche que nos pusimos tristes. Echo de menos sentirme orgullosa de ti y querer lucirte delante de la gente, sobre todo delante de cierta gente. Echo de menos el pensar en cogernos un litro que compartir una noche loca. Echo de menos tus, nuestras locuras. Y los mensajes de buenas noches, o las llamadas de buenos días. Echo de menos meterte las manos en los bolsillos y dejarte sorpresas. Echo de menos leer nuestro diario para dormir la siesta. Echo de menos que nos tengan envidia y que nos llamen melosos. Echo de menos que me intentes meter mano con gente delante. Y echo de menos que me digas con esa voz que ya no hay sol. Echo de menos secarte las lágrimas con mis dedos, sentir mis sentimientos luchando entre lo horrible de verte llorar y lo bien que sienta desahogarse. Echo de menos coger tus manos diciéndote que nada podrá con nosotros. Que podemos con lo que queramos. Echo de menos las discusiones tontas sobre lo bonita que es tu nariz. Y echo de menos acabar teniendo la razón en los momentos en los que tú te pones tan cabezota. Echo de menos las miradas que me echas de reojo cuando dices que estás enfadado. Y echo de menos hacerte enfadar. Echo de menos tu casa, y esos buenos recuerdos. Echo de menos mirar las estrellas y pedir deseos con pestañas. Echo de menos echarte de menos cuando te vas a casa, y pegarte porque crees que no te voy a echar de menos. Echo de menos decirte al oído que eres lo mejor que tengo, que todo, todo es increíble y que nunca me cansaré de ti. Que eres mi mitad. Y la única cosa que no echo de menos es tener a alguien que me alegre la vida con sus te quieros.

3 comentarios:

  1. Me gusta mucho tu blog, y como sé la de sonrisas que hace un nuevo seguidor, desde hoy te sigo.
    Yo también tengo un blog y me haría ilusión que tú también me siguieras.
    Es este:
    http://paraalimentarmedetisolonecesitotuaire.blogspot.com/
    Te espero, pasate, me harías feliz como yo te e echo a ti.
    Un besazo, y te esperoo!

    ResponderEliminar
  2. Olaaa!
    Nos gusta mucho tu blog y te seguimos!
    Nos guatria que entraras al nuestro y que nos siguieras:http://contusonrisaaotraparte.blogspot.com/
    Un beso y gracias!

    ResponderEliminar